Preguntas resueltas: historia económica mundial, T3

Preguntas resueltas: historia económica mundial, T3

Correspondiente a la asignatura Historia Económica Mundial del primer curso del Grado en Economía. UNED

100 preguntas para el exámen. Preguntas de desarrollo con soluciones.

Fuente: UNED

1.- Características de la economía del mundo islámico en la Edad Media.

Las bases económicas del Islam en Oriente Medio y la cuenca mediterránea son agrarias y ganaderas, donde sus principales focos productivos se encontraban en las fértiles cuencas del Tigris-Éufrates y el Nilo, con un elevado grado de especialización en cultivos de irrigación, y el uso intensivo de mano de obra, incluyendo un gran número de esclavos. El pastoreo aprovechaba extensas zonas con rebaños de ganado ovino, y también vacuno, caprino equino y camellos. Los excedentes de las actividades primarias servían para alimentar a la población y diversificar las actividades artesanales, principalmente textil, cuero, etc, que se concentraban en una extensa red urbana y propiciaban intercambios a escala local y regional, conectando rutas entre Europa y Extremo Oriente, donde actúan como intermediarios y difusores de nuevas técnicas y productos. La difusión del comercio propició la extensión de la economía monetaria así como el uso de técnicas comerciales como la letra de cambio, la contabilidad por partida doble o el préstamo.

2.- Innovaciones agrarias en la Alta Edad media europea (siglos V al XI)

Durante la Alta Edad Media se producen innovaciones que permiten mejoras de productividad, como la difusión del sistema trienal de cultivo en las zonas de suelos profundos del norte de Europa, apoyado además en el uso del arado pesado o carruca, tirado por bueyes o caballos, que suponía un notable aumento de producción sobre el sistema bienal (año y vez). Otras innovaciones importantes fueron la collera, que suponía una mejora notable del rendimiento en la fuerza de tracción de los animales de tiro y la herradura para proteger los cascos de los animales.

3.- Componentes y funcionamiento de un señorío feudal.

El desarrollo del feudalismo está asociado a una economía agraria articulada en grandes dominios señoriales prácticamente autosuficientes, debido a la ausencia de mercados donde habitan campesinos en régimen de servidumbre vinculados a la tierra. Los señoríos, en su esquema básico, tenían los siguientes componentes: -La reserva, formada por la curtis o residencia señorial y zonas de labranza donde las tareas son realizadas por siervos con prestaciones en trabajo. También hay instalaciones señoriales como molinos, herrerías, para uso de los campesinos a cambio de pagos en especie. -Los mansos, o parcelas destinadas a la subsistencia de las familias campesinas, donde obtienen alimentos y productos con los que pagan rentas en especie a los señores. -Espacios de aprovechamiento comunal, pastizales y bosques, que sirven para alimentar al ganado y obtener otros beneficios, como leña y madera o frutos estacionales, también regulados por el señor y con pago de tributos.

4.- ¿A qué denominamos feudalismo en la Europa medieval?

El feudalismo es un sistema económico que se desarrolló en Europa a partir de la desintegración del Imperio Romano en Occidente, originando una fragmentación del poder político. Sus pilares principales fueron el predominio abrumador de la economía agraria articulada en extensas unidades productivas autosuficientes, los grandes dominios o señoríos, y un sistema social, basado en relaciones personales de dependencia, estructurado en tres grandes grupos con estatus jurídicos diferenciados y funciones específicas: los caballeros o nobleza, cuya misión era la guerra, el clero que debía velar por la salvación de las almas y el resto de la población, principalmente campesinos, que debían contribuir al mantenimiento con su trabajo de toda la población.

5.- ¿En que se basó la expansión europea de los siglos XI-XIII? ¿Cuáles fueron sus principales manifestaciones?

La expansión se apoya en una gran disponibilidad de terrenos por cultivar, lo que facilita el crecimiento demográfico. La edad del matrimonio se adelanta y ello aumenta la fertilidad de las familias. El incremento de la producción mejora la disponibilidad de alimentos lo que ayuda a reducir la mortalidad. Todo ello impulsa un notable aumento demográfico, que va ocupando terrenos a través del desbroce, la desecación de pantanos, etc., y estableciendo aldeas, haciendo más denso el poblamiento de los campos. Se observa la ocupación de grandes extensiones hacia el Norte y el Este de Europa, la zona ribereña del Báltico, y también en el sur, en la Península Ibérica. El aumento de excedentes fomenta los intercambios y la especialización artesanal, dando lugar al establecimiento de centros urbanos, que concentran la artesanía y el comercio.

ActivoEntradaSTOP /PROFITResultado
5/12/18
VENTA: 11.242
S:11.330
TP: 11.032
+210
15/11/18
VENTA: 9050
S: 9286
TP: 8664
+386
22/10/18
VENTA: 8828
S: 8890
TP: 8635
-62
24/10/18
VENTA: 7132
S: 7214 TP: 6951
+181
22/10/18
VENTA: 2758
S: 2783 TP: 2719
+39
22/10/18
VENTA: 25302
S: 25643
TP: 25046
+256
22/10/18
VENTA: 3209
S: 3294
TP: 3097
EN MERCADO
22/10/18
VENTA: 5.14
S: 5.26
TP: 5
+140
22/10/18
VENTA: 8905
S: 9031
TP: 8778
+82
17/10/18
VENTA: 9.064
S: 9.181
TP: 8839
+225
3/9/18
VENTA: 9400
S: 9500
TP: 9201
+199
10/9/18
VENTA: 9.271
S: 9300
TP: 9121
-29
10/9/18
COMPRA: 22.478

S: EN ENTRADA
TP: 23.019
+541
10/9/18
COMPRA: 7.411

S:7.384
TP: 7.480
+69
10/9/18
VENTA: 12.008
S:12.043
TP: 11.906
+102
10/9/18
COMPRA: 1.16180

S: 1.16060 TP: 1.16500
+32

6.- ¿Qué impacto tuvo el proceso repoblador en la Península Ibérica medieval sobre la estructura de la propiedad de la tierra?

Las distintas fases y condiciones de la repoblación fueron diseñando un mapa con distintas formas de propiedad: – Siglos VIII-IX, las zonas al norte del Duero y en las proximidades del Pirineo son ocupadas por campesinos bajo su iniciativa o la protección de algún noble o monasterio, a través de la fórmula de presura, que da lugar a un reparto en pequeñas parcelas. – Siglo XI y XII, las zonas entre el Duero y Tajo, y al Este el valle medio y bajo del Ebro, repoblación concejil, que organizan un espacio rural o alfoz, entregando tierras a los pobladores, que se organizan en aldeas bajo la dependencia del concejo urbano, dando lugar a formas de propiedad de tamaño mediano. – Entre mediados del s. XII y comienzos XIII. Entre el Tajo y Guadiana y en Teruel y Castellón la abundancia de terrenos y la escasez de población favorece la concentración de grandes extensiones en manos de las Órdenes Militares, principales impulsoras del proceso, orientadas a la explotación ganadera extensiva. – En el siglo XIII la zona sur quedó a distribuir en grandes lotes entre los participantes de la conquista, mediante la fórmula de repartimientos. Esto sienta las bases del latifundismo andaluz.

7.- Los gremios en la Europa medieval. Definición y características principales.

El gremio surge en la Europa medieval como una forma de organización de la producción manufacturera, efecto del crecimiento agrario y la especialización productiva asociados al renacimiento urbano a partir del siglo XI. Los gremios son agrupaciones de artesanos urbanos de un mismo oficio, que realizan su actividad en talleres dirigidos por el maestro artesano y donde participan oficiales y aprendices en una rígida escala jerárquica que regula el aprendizaje y la promoción profesional. A través de los gremios se establecen normas para el control del proceso productivo, fijando criterios de calidad del producto y evitando la competencia interna entre sus miembros. También suponían un control del mercado interno a través del establecimiento de precios y las limitaciones de entrada de productos de otros lugares. Asimismo, los gremios tenían funciones de solidaridad entre sus miembros y gozaban de una gran influencia en la vida urbana.

 

8.- Principales circuitos comerciales en la Europa de la Edad Media

Durante la expansión bajomedieval, con el renacimiento urbano y la especialización artesanal se van conformando distintas áreas mercantiles en Europa. Así se desarrollan dos importantes zonas caracterizadas por el tipo de producto que comercian: -Una situada al norte de Europa, sustentada en el dinamismo de las ciudades de los Países Bajos, que está caracterizada por el intercambio de productos de bajo valor con relación a su peso, como los cereales, la sal, lana, madera, pieles, metales o pescado, que cubren el comercio entre el mar Báltico y el mar del Norte, así como las costas inglesas o el interior alemán. -Otra, situada en torno a las ciudades del norte de Italia, que controlan el tráfico en el Mediterráneo como intermediarios con Oriente, de donde proceden productos de alto valor como especias o textiles de seda y algodón, aunque también trafican con esclavos, cereal y textiles de lana. -Ambos circuitos se comunican en las ferias de Champagne que tienen lugar en la vía terrestre situada entre los Países Bajos e Italia, donde comerciantes de ambas zonas intercambian los productos específicos de cada una de ellas.

9.- Principales innovaciones en las técnicas mercantiles en la Europa medieval

La expansión de los circuitos comerciales fomentó el desarrollo de técnicas mercantiles para agilizar los intercambios. Entre ellas destacan las letras de cambio, que se constituyen como fórmula para saldar pagos de los tratos realizados en distintos lugares y al mismo tiempo eliminaba el inconveniente de transportar dinero, sirviendo también como mecanismo de crédito, eludiendo las restricciones canónicas sobre la usura. También destaca el empleo de la contabilidad por partida doble, Por otra parte, la necesidad de capital y la expansión del comercio a larga distancia también impulsó la aparición de banqueros y la formación de sociedades mercantiles, desde las primitivas rogadías, que era el compromiso de un mercader por transportar las mercancías de otro hasta la commenda, en que un mercader formalizaba una asociación con otro para transportar y comerciar sus bienes a cambio de una comisión; la societas maris donde había un inversor que ponía buena parte del capital y el comerciante-transportista que hacía los desplazamientos y el intercambio. Al final se repartían los beneficios.

10.- Causas de la crisis del siglo XIV en Europa

Los desencadenantes de la crisis del siglo XIV están vinculados a la propia dinámica de crecimiento de las economías preindustriales: -Una expansión demográfica que se apoya en la producción agraria a través de la roturación de terrenos cada vez menos productivos, reduciendo el espacio de pasto y por tanto la disponibilidad de abono para mantener la productividad. -El aumento de la renta feudal que exigen los señores, lo que hace cada vez más frágil las condiciones de vida de los campesinos, estrechando su margen de supervivencia y expuestos a crisis de malas cosechas y enfermedades provocadas por condiciones climáticas adversas. -La disminución del poder de compra de los campesinos contrae la demanda de manufacturas y extiende los problemas a la artesanía y el comercio urbanos, que también padecen la crisis. -Como factor exógeno se añade la llegada de la peste Negra a mediados del siglo, que ocasionó el desplome de la población.

11.- Efectos a corto y largo plazo de la crisis del siglo XIV en Europa

El primer efecto de la crisis fue la fuerte contracción demográfica, lo que supuso un inmediato descenso tanto de la población activa como de la demanda de productos, deprimiendo la actividad económica en general. Esta depresión se trasladó a la distribución de la renta, con un grave deterioro de la renta feudal. La merma demográfica altera las bases de la estructura social: los campesinos supervivientes mejoran su poder de negociación frente a la nobleza que se traduce en una mejora de los ingresos reales, resisten la presión de los señores y plantean la eliminación su estatus servil. Estas resistencias son aprovechadas por las monarquías emergentes, como paso para el desarrollo de los Estados nacionales durante el siglo XV en Europa occidental. Sin embargo, mientras que el proceso significa en Europa occidental el fin de la servidumbre, en la zona oriental se da una situación inversa, ya que los campesinos son derrotados y la nobleza refuerza los privilegios y exacciones en detrimento del campesinado, que se ve sometido a nuevas cargas serviles.