Incidencia impositiva en equilibrio parcial

Incidencia impositiva en equilibrio parcial

Grado en Economía   Economía Pública | Ingresos Públicos


El análisis de la incidencia en equilibrio parcial consiste en analizar los AJUSTES generados en el mercado del bien gravado, a raíz del cambio en el precio de dicho bien provocado por el establecimiento o modificación del impuesto. Es la estructura analítica mas simple, ya que se centra solamente en el mercado del bien gravado, sin prestar atención al resto de mercados.

El equilibrio parcial NO analiza como cambia el precio de un bien o servicio como consecuencia de la aplicación de un impuesto, sino los AJUSTES realizados en el mercado de dicho bien por la aplicación de ese impuesto.

Como ejemplo, supongamos impuestos sobre consumos específicos. La tesis tradicional sobre la incidencia de estos impuestos distingue entre gravámenes constantes o fijos por unidad de producto y gravámenes ad valórem (o girados sobre el valor de los bienes o servicios aplicando un tipo porcentual sobre la base), en un entorno de libre concurrencia.

Impuestos sobre consumos específicos por unidad de producto y ad valórem en mercado competitivo

Impuesto específico por unidad de producto

El análisis de la incidencia de un impuesto unitario constante sobre los bienes y servicios específicos se basa en dos proposiciones formuladas por Dalton, 1920:

  1. Ceteris paribus, cuanto más elástica sea la demanda del producto gravado, mayor será la incidencia del impuesto sobre el oferente de dicho producto.
  2. Ceteris paribus, cuanto más elástica sea la oferta del producto gravado, mayor será la incidencia del impuesto sobre el demandante de dicho producto.
  3. La carga monetaria directa (incidencia) de un impuesto fijo unitario girado sobre cualquier bien se reparte entre oferentes y demandantes en la proporción de la ratio de la elasticidad de oferta del bien respecto a la elasticidad de su demanda.

Si la elasticidad de oferta es igual a la elasticidad de la demanda del producto gravado, la carga se distribuirá en dos partes idénticas, y el precio del bien gravado se elevará en una cuantía equivalente a la mitad del montante del impuesto.

Lo que ocurre en términos gráficos, es un desplazamiento de la curva de oferta, donde, en el nuevo cruce con la demanda:

  • El precio habrá aumentado.
  • La producción habrá disminuido.

Así, tenemos que:

  • Si la demanda es completamente rígida, el impuesto se traslada plenamente a los consumidores, incrementándose así el precio en una cuantía igual al propio gravamen.
  • Si la demanda es completamente elástica, el impuesto no se traslada en absoluto, es decir, es soportado plenamente por el oferente.
  • Si la oferta es completamente rígida, la traslación del impuesto es también nula y el precio no se altera.
  • Si la oferta es perfectamente elástica, el impuesto se traslada totalmente y el precio se incrementa en la cuantía del impuesto unitario. 

Impuesto ad valórem

En este caso, la oferta se desplaza tras la implementación de un impuesto, pero la nueva curva de oferta tiene una pendiente ahora mayor que la inicial (que la de antes del impuesto).

Según estudios sobre las elasticidades precio de los bienes sometidos a impuestos sobre consumos específicos (alcohol, tabaco…), sus elasticidades precio de demanda no son infinitas ni nulas, de manera que la carga de estos gravámenes depende de la elasticidad de oferta. Como se supone que a largo plazo la curvga de oferta es casi horizontal (infinitamente elástica), se deduce que en última instancia son los consumidores los que soportan la casi totalidad de la carga impositiva.

Fuente: resumen de José Ramón Galeano Gil, UNED

DISTORSIONES IMPOSITIVAS Y EXCESO DE GRAVAMEN. TEORÍA DE LA IMPOSICIÓN ÓPTIMA
Efecto sustitución y exceso de gravamen
Medición del exceso de gravamen
Teoría de la imposición óptima